Ricardito

El rey Ricardo III (palote, palote, palote) de Inglaterra, más conocido por Ricardo “Corazón de León”, nació en Oxford, aunque jamas llegó a estudiar carrera universitaria, ¿para qué? era el rey. Vio la luz el 8 de Septiembre de 1157, hijo de Enrique II de Inglaterra y Leonor de Aquitania.

Todos tenemos en mente las grandezas y epopeyas de este archiconocido rey, pero ¿qué hay de cierto en ellas?. Desde HdH vamos a desvelar uno de los secretos mejor guardados de la Historia medieval europea.

Su madre, Leonor de Aquitania fue una mujer muy culta y de gran influencia en aquellos años, fue la precursora de los mecenazgos, y su corte era ejemplar por el ambiente cultural que allí se desenvolvía, nuestro protagonista creció rodeado de trovadores, poetas, artistas, que influyeron en su personalidad hasta dotarle de lo que podríamos denominar “una sensibilidad exquisita”.

Con su larga melena rubia  al viento (de donde le vino el sobrenombre de Corazón de [diente de] León), Ricardo era de ese tipo de “chicos” que en lugar de decir “Tengo un hambre atroz”, decían “Tengo un hombre atrás”. En otras palabras, nuestro protagonista, más que “León rugiente” era “gatito maullador”.

Con el devenir del tiempo, llegó a establecer “pactos y alianzas”, con el rey Felipe Augusto de Francia, el cual también mostraba “cierta tendencia esquiva hacia el genero femenino”. Así pues los dos juntos (y nosotros mantenemos la tesis de que también revueltos), convencieron al Papa Gregorio VIII (uve, palote, palote, palote), que bajo el pretexto de una nueva Cruzada en Tierra Santa, y bajo la atenta vigilancia del rey teuton, les financiara un “crucero” por el Mediterráneo oriental.

De este modo, pertrechados para la ocasión tuvieron su primera contienda en la Batalla de los Cuernos de Hattin, donde el paladín musulmán Saladino les dio “las del pulpo”, Desde aquí mantenemos que el nombre de la batalla deriva del ataque de celos que sufrió Felipe Augusto, cuando, bajo el pretexto de “negociar una paz sostenible entre cristianos y musulmanes”, sorprendió a Ricardo en la tienda de Saladino en “postura indecorosa” y únicamente vestido con su túnica, despojando del resto de impedimenta, cota de malla, armadura etc. Durante la confrontación armada falleció ahogado en un cauce fluvial por el peso de su armadura el rey germano, Ricardo en un ataque de “furia uterina” tacho de cobarde la acción teutónica arrojando el estandarte del rey germano, lo que trajo las consecuencias que mas adelante explicaremos. Como resultado de este primer enfrentamiento los teutones abandonaron la cruzada dejando a Ricardo y Felipe ya solos para continuar su aventura.

Ambos reyes siguieron sus andaduras tras Saladino, de modo que tras las investigaciones del CSI llegamos a la conclusión de que Ricardo tuvo en estas fechas su “Pasión Turca” con Saladino. Mantenemos la tesis de que Saladino fue el musulmán que inspiro en su día el romance de Ali Ben Ymete. Esto dio la justificación a que las tropas francesas con su rey al frente abandonaran la aventura de la cruzada retornando a su país y dejando solas a la tropas inglesas en Tierra Santa, lo cual fue considerado como una traición.

Una vez concluida su labor ( y creemos que su romance con Saladino) en Tierra Santa, Ricardo regresó a su tierra natal por la vía de los Balcanes, y a su paso por Austria fue detenido y encarcelado, hasta tanto no fuera satisfecha una cuantiosa suma monetaria para su liberación, esta fue la venganza de los pueblos germánicos por la actuación de Ricardo en la Cruzada, como explicamos anteriormente. Su madre, Leonor de Aquitania, logró reunir esa suma de dinero (y es que madre no hay más una), dejando las arcas de Inglaterra con menos fondos que el “furgón del Dioni” después del “cambio de ruta preestablecida”.

Ya en libertad, Ricardo pasó los ultimos años de su vida en tierras gabachas luchando contra su anterior “aliado”, perdiendo la vida atravesado su hombro por una flecha durante el asedio a la fortaleza de Château-Gaillard. Una flecha que no fue precisamente lanzada por “Cupido”, como habian sido las anteriores que había recibido en sus 42 años de vida.

Con la colaboración de Pajosky Mentalis

Share