Arqueologí­a en Malta.

Como continuación a los post Malta, historias dentro de la Historia y la Orden de San Juan, publicamos (gracias a la colaboración de Fernando Pérez) el video “Arqueologí­a en Malta“.

Hace aproximadamente unos 7000 años (5200 años antes de Cristo) llegó al archipiélago de Malta una civilización procedente de Sicilia en rudimentarias embarcaciones asentándose en las islas de Gozo y Malta. Estos primeros pobladores insulares trajeron semillas y los primeros animales domésticos. Realizaron los primeros instrumentos cortantes con piedras volcánicas con las que tallaban la piedra. En un primer momento habitaron en cuevas pero más adelante empezaron a construirse aldeas con cabañas.

Sin embargo y a pesar de sus primitivas residencias, desarrollaron unas construcciones funerarias muy avanzadas para su época. Los primeros signos de enterramientos se han encontrado en la población de Skorba, con figurillas similares a las encontradas en otras zonas del Mediterráneo lo que nos hace pensar que ya se producí­an intercambios culturales.

Desde el año 4000 hasta el 2.500 antes de Cristo, comprende el periodo conocido como el La Edad de Los Templos que dio lugar a una de las culturas más singulares del Mediterráneo por las grandes construcciones megalí­ticas que se llevaron a cabo.

De todas estas construcciones aún se conservan hoy en dí­a algunos templos en excelentes condiciones a pesar del paso del tiempo y de los bombardeos que sufrió el archipiélago durante la II Guerra Mundial. En el siguiente video se muestran los templos mejor conservados de Malta: Tarxien y Ggantija, además del museo Arqueológico, considerado como uno de los mejores del mundo.

Share


2 mensajes para “Arqueologí­a en Malta.”

  1. Silvia dice:

    Qué estupendo que muchas de esas construcciones aún se conserven a pesar de la guerra y de los siglos que han pasado.

  2. fernando dice:

    La isla de Malta por su ubación en medio del Meditarráneo ha disfrutado de un crisol de culturas. Es un lugar que merece mucho la pena visitar. Un abrazo.

No trackbacks or pingbacks yet

Deja un comentario

Switch to our mobile site